PRIVILEGIOS DEL CRISTIANO GENUINO: Es Redimido

PRIVILEGIOS DEL CRISTIANO GENUINO: Es Redimido

Para hablar de Redención, el “Nuevo Diccionario de Teología” explica que en el Antiguo Testamento redimir es la acción que realiza un pariente para liberar a un miembro de su familia o para comprar una propiedad nuevamente.

Por su parte la redención en el Nuevo Testamento cobra sentido a partir de las enseñanzas del Señor Jesucristo cuando afirma que nadie puede dar nada a cambio de su vida (Mar. 8:37; cf. Sal. 49:7–9), pero que el Hijo del Hombre vino para dar su vida en rescate por muchos (“por todos”; Mar. 10:4, ver también 1 Tim. 2:6; Tito 2:14). Jesús da su vida a cambio de aquellos cuyas vidas están bajo penalidad y de esa manera les pone en libertad. La muerte de Jesús es el sacrificio (Hech. 20:28; Rom. 3:24; 1 Ped. 1:18) por medio del cual somos liberados de nuestros pecados y sus consecuencias, es gracias a Jesús que recibimos el perdón (Col. 1:14; Ef. 1:7)”

En la Primera carta de Pedro, se añade lo siguiente acerca de la redención como privilegio de un cristiano genuino:

1. Cristo nos redimió no con cosas corruptibles, como oro o plata, 1 Pedro.1:18.
2. Cristo nos redimió con su sangre preciosa 1 Pedro. 1:19.
3. Cristo nos redimió de nuestra vana manera de vivir, 1 Pedro. 1:18.
4. Cristo nos redimió llevado nuestros pecados, en su propio cuerpo sobre el madero, 1 Pedro. 2:24.

Nadie nos da mayor valor, que aquel que pagó el más alto precio posible, por ti y por mi.

Tengamos hoy un día dedicado a agradecer el privilegio inmerecido de nuestra Redención

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.